Aunque la meteorología no les acompañó en un principio, disfrutaron de tres días estupendos, según se entiende de la crónica del viaje.

Crónica.
Salimos del centro a las 7 h. de la mañana rumbo a Pals, donde visitamos la ciudad medieval. A continuación disfrutamos de la comida en el Restaurante Mar Blau a pie de playa. A las 16 h. visitamos otra población emblemática de l’Empordà, Peratallada, llena de rincones pintorescos y donde realizamos muchas fotos.
El segundo día madrugamos un poco para dirigirnos al pueblo pesquero de Cadaqués, donde residió Salvador Dalí. A las 12 h. salimos hacia Figueres, donde visitamos el Museo Dalí; un museo diferente y original que no dejó indiferente a los alumnos.
Por la tarde nos detuvimos en la población medieval de Besalú, atravesamos su puente de piedra y recorrimos sus estrechas y tortuosas calles. Por la noche nos desplazamos a Sant Martí d’Empúries, donde cenamos en la Pizzería l’Esculapi.
Y llegamos al último día; nos levantamos con un sol radiante y pudimos disfrutar de Tossa y Lloret de Mar. Hacia las 20:45 h. llegamos a L’Alcora. ¡Un viaje para recordar!